Viene su hijo de 17 años.

El excampeón de WRC/WRX y uno de los pilotos más carismáticos de todos los tiempos, finalmente ha decidido dejar los guantes y el casco. Sí, esto ya se veía venir, sin embargo ahora es oficial.

El noruego de 44 años, estuvo en activo desde 1998 iniciando con el WRC, logrando el campeonato en 2003 con Subaru y luego culminó su carrera en el WRX, donde fue campeón en 2014 y 2015.

Solberg iniciará su tour de despedida en el Goodwood Festival of Speed. Sin embargo, está claro que ahora se dedicará a preparar a su hijo Oliver para correr rallies. Si no me crees, mira este video:

Como suele pasar con otros pilotos, Solberg no descarta participar en eventos aislados. Además, el noruego tiene en mente hacer un hill climb en su país.

Facebook Comments